, , , ,

MI CUIDADO, MI CONFORT

Foro Hurge- Mi cuidado, mi confort

Un año más celebramos desde HURGE el Día Mundial de los Cuidados Paliativos, con ello queremos visibilizar la importancia de estos cuidados dentro de la atención que se brinda a las personas al final de la vida y poner en valor el trabajo realizado por la Sociedad Española de Cuidados Paliativos (SECPAL) y todos los profesionales que contribuyen a que las personas que se encuentran en esta situación tengan un “buen morir”.

De todos es sabido que actualmente existe una gran demanda de este tipo de atención, ya que cada vez hay más personas con necesidades paliativas, y la respuesta que se les proporciona cuando demandan atención en los servicios de Urgencias, en ocasiones, no es adecuada o simplemente no la hay, habiendo grandes déficits de comunicación y coordinación con otros niveles asistenciales.

Pero en este día, queremos enfatizar que los cuidados paliativos contribuyen a mejorar la calidad de vida de estos pacientes y de sus familias a la hora de afrontar una enfermedad potencialmente mortal e incurable, atendiendo sus necesidades en las cuatro esferas de la persona, paliando su sufrimiento y abogando por una atención centrada en la persona, más humana y humanizada.

Si queremos brindar al paciente y su familia unos cuidados de calidad y humanizados al final de su vida, no se puede tener una visión reduccionista y organicista de la persona, hemos de ir más allá y proporcionar una atención holística, integral, basada en valores humanos y con una buena comunicación en la que se aborde todas sus necesidades y preferencias, tanto físicas y psicosociales como espirituales y culturales.

En este sentido, este año el lema #MyCareMyConfort consideramos que es totalmente acertado, ya que la persona es la que tiene que participar en la planificación y deliberación mediante la toma de decisiones de su proceso, para que además de paliar los síntomas y su sufrimiento consiga reconfortar el alma, buscando tranquilidad, paz y bienestar.

Por ello, es importante saber qué significado tiene para la persona cada uno de estos conceptos y qué es lo que siente y desea en este momento crucial de su vida. Como bien dice el Dr. Luis Cibanal “lo que está claro para mí, solo está claro para mí y no para los demás”, este axioma de la comunicación establece que hay que clarificar con la persona en qué marcos de referencia y contextos se maneja y aquello que le puede proporcionar ese confort y bienestar.

No sabemos todas las respuestas a estas cuestiones, pero la línea divisoria entre nosotros como profesionales y los pacientes es muy fina, y podemos cruzarla en cualquier momento, y es entonces cuando cobra aún más sentido el preguntarse qué es para ti “el confort y el bienestar” y cómo podemos conseguirlos.  Para muchos pacientes es: no tener dolor, recibir una sonrisa o caricia, estar acompañados de la familia, más en estos momentos tan complicados con la presencia del COVID-19, realizar un último viaje o cumplir un deseo anhelado y que muchos pacientes están disfrutando gracias al trabajo de nuestros compañeros de la Ambulancia del Deseo.

Como profesionales, el poder contribuir a que estas personas mejoren su calidad de vida y que su final sea como ellos deseen y hayan planificado es satisfactorio, ya que nos permiten ayudarles y proporcionarles los mejores cuidados en ese momento tan especial, íntimo y delicado como es el final de la vida y la transición hacia la muerte.

En referencia a estas cuestiones, mediante la planificación compartida de la atención se facilitará la toma de decisiones deliberada sobre su proceso teniendo en cuenta sus valores, preferencias, temores y el contexto en el que se mueve, asicomo las circunstancias que le afectan por la específica enfermedad que padece, lo que permitirá el empoderamiento de las personas, el fomento de su autonomía y la Humanización de todo este proceso.

Estamos en un momento excepcional e importante en el que la pandemia por el Covid-19 copa toda la atención y todos los esfuerzos sanitarios. En los Servicios de Urgencias hemos vivido situaciones dramáticas con personas de gran vulnerabilidad y fragilidad, y con aquellas que necesitaban para su asistencia de cuidados paliativos, por ello, no podemos olvidar que vivir “dignamente” el final de la vida y la transición hacia la muerte es un derecho de la persona. Un derecho que empieza con la humanización de los cuidados, y desde HURGE vamos a trabajar para que así sea, por eso os invitamos a reflexionar y participar en ello.

Martina Valenzuela- Responsable de Cuidados Paliativos Foro HURGE

A continuación compartimos un pequeño vídeo por el día Mundial de los Cuidados Paliativos.

About hurge

1 comentario en “MI CUIDADO, MI CONFORT”

Deja un comentario

Previous

Convenio de colaboración con la Universidad Alfonso X el Sabio

La Fundación Ambulancia del Deseo sigue logrando éxitos

Next